del 27 al 30 de noviembre próximo.

Valdivia, Chile, Capital Cultural de América 2016

LA CIUDAD AUSTRAL MAS ANTIGUA DEL MUNDO
|

ValdiviaMercadoFluvialexterior

Valdivia, Chile, vista desde Isla Teja, en primer plano el Mercado Fluvial, con cubierta de colores


Valdivia, en Chile, es la Capital de la Región de Los Ríos, con una población de 150.000 habitantes, se ubica a 850 kms. al sur de Santiago de Chile, conocida también como La Perla del Sur, sigue celebrando brillantemente su merecida Capitalidad Cultural Americana 2016.


Su geografía logra armonizar la vida diaria de sus habitantes con el verde de los campos cultivados serpenteados por arroyos y ríos que le aportan humedad a esta singular región. Valdivia se encuentra delimitada por los caprichos del río Calle Calle, que fuera aprovechado por las colectividades alemanas en el período de asentamiento y creación de la bella urbe. Esto se percibe a través de una particular arquitectura y de algunas costumbres locales. De múltiples actividades, entre las que se destacan la industria, el comercio, el turismo y la culinaria o gastronómica.


ENBIGA 2016


A los reconocidos atractivos atractivos naturales y culturales para atraer durante todo el año la presencia del visitante, Valdivia quiere ahora realzar su variada gastronomía  y para ello participará del 27 al 30 de noviembre, en el I Encuentro Bioceánico Gastronómico 2016 (ENBIGA) que este año se realizará en la Región de Los Ríos, el cual consiste en una travesía sin precedentes por el Corredor Bioceánico Argentino-Chileno.


7 países invitados, más de 40 periodistas y 10 chef internacionales, siendo la integración gastronómica, periodística y turística los ejes centrales de esta inolvidable experiencia de cordillera a mar en: Puerto Fuy, Panguipulli, Valdivia y Corral.


El circuito comienza en Argentina con visitas a Bariloche y San Martín de Los Andes, posteriormente los invitados cruzarán la cordillera para abordar la barcaza que navegará por el lago Pirehueico hasta Puerto Fuy en la comuna de Panguipulli. Una vez en Chile, el atractivo recorrido incluirá también una parada a la comuna de Los Lagos, para después llegar a Valdivia y finalmente visitar la caleta pesquera de Huiro en la comuna de Corral; efectuando distintas intervenciones gastronómicas y culturales, que permitirán dar a conocer y mostrar la riqueza de la identidad local.


VALDIVIA CAPITAL CULTURAL AMERICANA 2016 


Valdivia, ubicada al sur de Chile fue fundada por los españoles como un fuerte en 1552, invadida por corsarios holandeses y habitada por colonos alemanes. Esta ciudad, que soportó el terremoto y maremoto de 1960, el mayor registrado en la historia de la humanidad, hoy sigue en pie, para caminarla, saborearla y disfrutarla, sobre todo de noche.  


La llamada “Ciudad de los Ríos”,  cuyo atractivo principal es el río Calle-Calle. Es la única ciudad fluvial de Chile y el río Calle-Calle es el único río navegable del país y cruza por toda la ciudad. Punto de partida para conocer en la región a siete lagos, doce termas, muchos ríos y saltos de agua, en cuyos territorios es posible practicar ecoturismo y deportes outdoors, además de bosques mágicos que rodean las nieves eternas de sus volcanes.


Se pueden visitar las fortificaciones españolas de la Conquista, como; el Fuerte en Niebla como los torreones y Mancera, esta última se puede degustar el trago típico de la isla, estas aventuras no debe dejar de realizar.


Fuerte Niebla    


En la Cordillera de los Andes de la Región de los Ríos destaca el “Destino Siete Lagos” termas como las de Coñaripe, Geométrica y Liquiñe; con grandes áreas para realizar actividades de aventura y naturaleza.

También se pueden visitar los lagos Pullinque, Panguipulli, Calafquen, Pellaifa, Neltume, Pirehueico y Riñihue. En un tour por los Volcanes como el Mocho-Choshuenco se puede practicar Snowboard.

Una visita a la Región de los Ríos no estará completa si no conoce el Destino Cuenca del Lago Ranco,y el famoso río Calle Calle, la Casa Anwandter, , Fuerte San Luis del Alba, Torreones Los Canelos y Picarte, Castillo de San Pedro de Alcantara de Mancera y Corral .


Torreón Español o de los Canelos


Es muy interesante que recorras su pasado representado en las fortificaciones españolas, museos y arquitectura tradicional de la colonización germana. Y disfrutar de sus parques urbanos o del mercado fluvial y una colonia de lobos marinos, mientras admiras el entrenamiento de las escuelas de remo olímpico en las tranquilas aguas de sus ríos. 


Aquí llueve casi todo el año, aunque cuando sale el sol un imperdible es navegar por el Río Calle Calle, visitar el mercado fluvial que cada mañana ofrece los mejores productos del mar y disfrutar del espectáculo de los lobos marinos en la costanera Prat. Si buscas buena gastronomía, no dejes de probar las cervezas artesanales, el jabalí, los crudos (tártaros) y los chocolates de la zona.


Valdiviariocallecallechile

Valdivia y su río navegable mas famoso el Calle-Calle


La historia de Valdivia se puede repasar en sus museos; todos están en la zona de la isla Teja. La casa Carlos Anwanter está junto al Calle Calle y hoy alberga el museo histórico Van de Maele, con exposiciones que recuerdan los pueblos originarios de esta zona y el proceso de colonización.


Sobre las ruinas de la ex cervecería Anwandter se levanta el Museo de Arte Contemporáneo, MAC, de arquitectura moderna. Te impresionará por su excelente programación y su ubicación a la orilla del río, con una linda vista al atardecer.


ValdiviaFaroPendulodeFoucaultFaro Péndulo de  Foucault 


El elemento central de la “Costanera de la Ciencia”, es el Péndulo de Foucault más austral del mundo. Este importante instrumento que demuestra la rotación de la tierra, fue trasladado desde el hall principal del CECS a una torre de cristal y acero de una altura total de 20 metros sobre el nivel de la costanera.


Sobre la torre octagonal del péndulo se encuentra el “Faro Péndulo”, histórico instrumento de ayuda a la navegación que iluminó, de 1896 a 1986 el faro Morro de Niebla, en la bahía de Corral. El faro fue reacondicionado, tiene una visibilidad de 10 millas náuticas y está ubicado a 19,25 mts. sobre el nivel medio del Río Valdivia.


El péndulo aquí instalado tiene una longitud de 13 metros, con un período de oscilación de 7 segundos.


Posee un sistema de recuperación que devuelve la energía que se pierde por roce con el aire, cuyo mecanismo es compuesto por 4 sensores ópticos de movimiento, un circuito electrónico de control, un electroimán (bobina) y un imán... de no existir éste sistema el péndulo dejaría de oscilar al cabo de algunas horas.


A los pies del "Faro Péndulo", se observa una rosa de los vientos con los puntos cardinales y está proyectado un gran mapa de Chile, el Cono Sudamericano y la Antártica. En este mapa se destacan los principales glaciares y cuerpos de hielos de nuestro país y del Continente helado. Se indican asimismo las principales bases antárticas de investigación de varios países.


Valdivia sorprende por su silencio y recorrerla en bicicleta es una buena oportunidad para aprovechar esa calma


LLegar hasta 360º Bike Shop, en Carlos Anwandter 525, un taller que también arrienda bicicletas y ofrece tours por sectores costeros. Por ocho mil pesos y carnet en garantía se consigue bicicleta, casco y candado por medio día.


Al frente está ChocoLatte, donde sirven los mejores cafés de Valdivia. Daniela Carrasco es la dueña y chef, ofrece productos de primer nivel.


Una alternativa más hipster es el nuevo café y restaurante vegetariano Ama, que hace furor con su carta orgánica, frutas y hortalizas de temporada, y por sus jugos detox sin agua ni azúcar añadida, como el Luz, un brebaje curativo que mezcla hojas verdes y manzana. También hay queques de huesillos, sémola con agua de rosas y para el almuerzo ofrecen platos como tártaro de cochayuyo o carpacho de remolachas.


No lejos del Ama, Café La Negra se precia de llevar 15 años en Isla Teja. Lo que comenzó como un puesto de venta de empanadas, hoy tiene una deliciosa terraza, 12 variedades de kuchenes y una original torta de ciruela. A su lado abrió en diciembre El Palenque, un emporio de productos gourmet y artesanía en gres que ofrece hongos en conserva y mermelada de grosellas con pétalos de rosas, todo hecho en Valdivia por Caviahue Gourmet.


Haciendo honor a su nombre, el Bunker está ubicado en un subterráneo, en la Avenida Los Robles 1345, en la misma zona. Es un bar restaurante que tiene una carta bien variada, en la que destacan sus bocadillo y sus cervezas artesanales. Tienen un sándwich llamado Too Long que es realmente enorme, para 4 personas mínimo, y eso es si las 4 tienen hambre. Excelente atención y ambiente. Para picar tienen también patatas fritas y patatas bravas


El Bunquer, Valdivia, Chile


Al centro, libros y tés


En este mismo pasaje, la ciudad que ha sido declarada Capital Americana de la Cultura para el 2016, da otra sorpresa. Se trata de Casa Libro, una biblioteca itinerante que tiene publicaciones infantiles, de arte, poesía y filosofía al alcance de la mano. De dato en dato, los libros nos llevan al pasaje Prales y Sensorial, una tienda de tés creada por un matrimonio de agrónomos, quienes ofrecen distintas variedades de té en hojas. Sobresalen sus mezclas con frutos autóctonos del sur como murta, maqui, poleo o boldo.


Al mediodía, las calles Picarte y Arauco, en pleno centro, hierven de actividad. Buen momento para visitar el restaurante más clásico de la ciudad: Café Haussmann, el de calle O’Higgins 394, la semipenumbra, la presencia del dueño en la barra y la enjundia que se logra al mezclar la carne con la salsa de la casa, hacen del crudo del primer Haussmann, un plato patrimonial. Por algo está ahí desde 1959.


Aunque no tienen tanta historia, en los 14 años que lleva funcionando lChocolatería Alterflüss, en calle Chacabuco 278, se ha ganado el corazón de los valdivianos utilizando cacao ecuatoriano y mezclas originales. Patricio Sangmeister, su dueño, recomienda los turrones de murta con praliné de almendras o de higos con avellana chilena; los bombones de avellana tostada o las barras de chocolate con maqui orgánico.


Pero si hay que escoger sólo un lugar donde rescatar los sabores de la región, el elegido es la Cooperativa La Manzana, cuyo lema “Entre más local, mejor”, lo dice todo. Ahí se consiguen productos únicos de esta tierra, como café de higo tostado Centinela; mantequilla Dollinco; leche pasteurizada El Lechero; cecinas La Roblería; pastas de ají de Fritz&Fritz, quesos de cabra, vaca u oveja; pan de maqui, miel de tineo y pastas artesanales rellenas de humitas. El mejor día para visitarla es el viernes cuando llegan los proveedores de hortalizas y frutas desde Lago Ranco, Mafil y alrededores.

 

El mercado fluvial 


En el muelle Schuster y a un costado del puente Pedro de Valdivia que conecta el centro con Isla Teja, está el mercado más tradicional de la ciudad.



A la Feria Fluvial de Valdivia, un fantástico mercado de productos pesqueros


l

Todas las mañanas llegan los enormes Leones Marinos a comer el pescado que los comerciantes les dan en las pescaderías dispuestas a lo largo del muelle de este colorido y singular puerto fluvial. Esto es un espectáculo digno de ser visto.


ValdiviaMercado1000



Al río


Atravesando el río Cruces llegamos a Punucapa, conocido como el huerto de Valdivia y al que ahora se llega en 20 minutos. Es una pequeña localidad pero desde aquí se accede al Santuario de la Naturaleza Carlos Anwandter. En el agua se divisan cisnes, taguas, cormoranes, garzas cúcar y gaviotines. Ahí también está la fábrica de cerveza Selva Fría. Su dueño, Rodrigo González, cuenta de los nuevos cerveceros valdivianos que se han reunido en la recién creada Unión Cervecera de Los Ríos, y nosotros anotamos nombres de cervezas como Calle - Calle, Trival y Km. 858 para buscarlas.


ValparaisoSantuariodelaNaturaleza

Paisaje del Santuario de la Naturaleza Carlos Anwandter. 


El pueblo tiene un café: La Herradura, donde hay que probar las empanadas y llevar una mistela de murta de la señora Albina López, un ejemplo de emprendimiento tan meritorio y sabroso como el de Hernán Rosas, dueño del restaurante Mesón de la Sidra, un personaje con el que hay que conversar para escuchar sus historias de la Valdivia de antes, de las variedades de manzana nativas como la plátano o la limoná y, sobre todo, de su joyita: el Museo Campesino, un salón lleno de radios, serruchones, planchas, lecheros y damajuanas ubicado en el mismo restaurante. Allí se consigue vinagre de manzana, chicha y sidra marca Punucapa, y si se quiere almorzar un asado al palo, porotos o cazuela de gallina, sólo es cuestión de reservar.


Hacia el mar


Cruzar el puente ayuda a recordar que Valdivia también es ciudad marítima. Desde ahí hay varias alternativas: seguir la ruta Niebla-Oncol, bordeando el océano y llegar a Punta Curiñanco, un área costera protegida por la CODEFF. Sólo tiene un sendero que atraviesa un bosque nativo de arrayanes, ulmos, lingues y melis, que continúa bajo las altas copas de los olivillos, árboles nativos en peligro de extinción y que forman pequeños bosques a orillas del mar. La vista final viene del Mirador Chungungo, donde vale la pena ver el atardecer.


Punta y playa de Curiñanco


Otra opción, atravesando a Corral, es llegar a caleta Huiro, dentro de la Reserva Costera Valdiviana. Ahí se encuentra el restaurante Encanto del Mar que pertenece a FIPASUR y Pesca en línea (www.pescaenlinea.cl), una iniciativa pionera que reúne a 23 sindicatos de pescadores artesanales a través de la cual comercializan sus productos y los distribuyen a todo Chile. Encanto del Mar es uno de los dos locales que tienen (el otro está en Playa El Molino, Niebla) para difundir productos endémicos como el choro maltón, jaiba paco, sierra, róbalo, huepo, caracol negro o caracol trumulco, entre otros. Ahí se come lo que da el mar cada día, chancharro -un pescado de roca poco conocido- y de postre una conserva de manzanas con murta. Una buena picada con paisaje, buena mano y productos frescos.


Desde caleta Huiro también se pueden hacer paseos a las loberías y mejor aún, avistar ballenas azules, francas y jorobadas. 


Caleta Huiro, en la costa de Valdivia

  

Avistamiento de ballenas en la costa de Valdivia, en Chile


Para los amantes del mar el pescado y el marisco Valdivia será el paraíso o al menos el lugar más próximo.



LOS 7 TESOROS DEL PATRIMONIO CULTURAL DE VALDIVIA



Fuerte de Niebla


Llamado
"Castillo de la Pura y Limpia Concepción de Monforte de Lemus" es una de las fortificaciones del sistema de fuertes de Valdivia que se construyó en el siglo XVII en el estuario del río Valdivia. Fue erigido a mediados de ese siglo por la armada que el Virrey del Perú enviara con el fin de refundar la ciudad de Valdivia y levantar un complejo defensivo en su costa. El Fuerte de Niebla, emplazado estratégicamente en la punta de Niebla o Santa Cruz, cruzaba sus fuegos con los Castillos de Corral y Amargos, y su artillería tenía el mayor alcance y cobertura, en un arco de casi 180°.

Jardín Botánico de la Universidad Austral de Chile


Es un espacio de unas 10 hectáreas de extensión, que se encuentra en la isla fluvial Teja. Fue creado en 1957 por el fundador y primer Rector de la UACh, Dr. Eduardo Morales Miranda, quién se propuso la creación y desarrollo de uno de los mejores jardines botánicos de Chile. Actualmente el Jardín Botánico de la UACh se encuentra en una etapa de modernización, que tiene por objetivo transformarlo en un centro de investigación, educación y cultura, a fin de convertirlo como el primer Jardín Botánico complejo de Chile.


Árboles abrazados al río, Jardín Botánico de la UACh


Feria Fluvial


Es un mercado ubicado junto al río Valdivia. En esta feria se comercializan mariscos, pescados, vegetales y otros tipos de alimentos, así como también artesanía local. Dado su privilegiado entorno, junto a áreas verdes abiertas y una vista panorámica del Río Valdivia, es uno de los principales atractivos turísticos de la ciudad y una de las imágenes icónicas de ésta.

Tren “El Valdiviano”


Está compuesto por la locomotora a Vapor 620 y un conjunto de coches patrimoniales. Su recorrido es de 28 km. del ramal Valdivia–Antilhue, a orillas del río Calle-Calle, pasando por las estaciones de Huellelhue, Pishuinco y Arique. Con este tren se le da vida al tradicional ramal que unía a Valdivia con el resto del país. Después de casi un año sin actividades, por la reparación de las centenarias vías y el traslado de la locomotora y sus vagones a una nueva ubicación, “El Valdiviano” reinició sus viajes turísticos.


Parque Oncol


Es una reserva forestal privada, que posee una superficie de 754 hectáreas, la mayor parte de ellas en el cerro del mismo nombre, el más alto de la cordillera de la Costa en la provincia de Valdivia. Es una reserva de bosque valdiviano de aproximadamente 1500 ha. Ocupa el costado sur del cerro Oncol junto al santuario de la naturaleza Carlos Anwandter del río Cruces. La cima del cerro alcanza una altitud de 715 msnm y se encuentra a solo 5 kilómetros de la costa. El parque es propiedad de la empresa «Forestal Valdivia», perteneciente a «Celulosa Arauco y Constitución» y se encuentra abierto todo el año.

Selva Valdiviana


La Selva Valdiviana, o bosque valdiviano, es una ecorregión del centro-sur de Chile y áreas fronterizas al sudoeste de Argentina. Se caracteriza por tener bosques siempre verdes de múltiples estratos, en un clima templado-lluvioso u oceánico. Se trata del único bosque templado lluvioso de América del Sur. En el ámbito académico, se prefiere usar las denominaciones bosque templado de tipo valdiviano, bosque templado lluvioso valdiviano o bosque laurifolio valdiviano y dejar de lado el apelativo de selva, que ha adquirido un sentido restringido al ámbito tropical. 


Parque Saval


Es un tradicional parque valdiviano cuya laguna de los lotos es una de las más hermosas postales de Valdivia. En el lugar encuentra el característico bosque valdiviano en donde los coigues alcanzan su máximo esplendor. En este sitio se realizan importantes eventos como la celebración de Fiestas Patrias, Ferias Artesanales en el verano y la Expocampo. 


Laguna de Loto - Parque Saval - Isla Teja- Valdivia (Chile) 


Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.