Europa la cumparsista de Estados Unidos

|

Sobrado 189X 200

     La situación reciente y actual de Afganistán está poniendo de realce la consecuencia de la inexistencia de una Europa unida. Europa, en este conflicto, como en otros, está representando papeles de poca o nula importancia.



     Europa estuvo ausente en lo que ha sido un incuestionable acuerdo de EE.UU. con los talibanes. Aun con los mínimos conocimientos de carácter militar, a cualquier persona le resulta inexplicable que los talibanes pudiesen ocupar el territorio afgano con la celeridad que lo hicieron, disponiendo únicamente de armamento ligero, fusiles de asalto y ametralladoras. Resulta insostenible que pudiesen avanzar sin apoyo aéreo, sin artillería, ni carros de combate y con una rapidez equiparable a otras incursiones bélicas las cuales, si repasamos mínimamente la historia, nunca hubieran sido posibles, con esos medios y con estos espectaculares resultados. Y ese avance y victoria total se produjo con la presencia en el territorio de las fuerzas armadas de EE.UU. quienes dotadas de suficiente armamento pesado, incluido el apoyo aéreo con gran eficacia demostrada, se mantuvieron acuarteladas, observando los acontecimientos a ciencia y paciencia.


     Otro detalle a tener en cuenta sobre este argumento es que no se hubiesen difundido datos de las bajas sufridas por los bandos en combate o si realmente no hubo combates y porqué.


    En este escenario, los países de la Unión Europea han sido y siguen siendo los cumparsitas de EE.UU. No se enteraron o no se quisieron enterar de lo que iba a suceder con el avance talibán. Los servicios secretos, incluido el español estaban en las pavías o seguían el ritmo de la música de los norteamericanos. Y ahora como buenos cumparsitas, los europeos actúan como la llorona y quejumbrosa a la que se refiere el famoso tango.


    Todo apunta a que todo esto estaba concertado, porque los americanos no dan puntada sin hilo. Un dato lo pone de relieve, el presidente español continuó de vacaciones a cuenta del patrimonio nacional en Lanzarote.


    Como fieles lacayos de los EE.UU. los refugiados los estamos recibiendo en Europa en las bases norteamericanas. Es decir, como siempre, los conflictos y las cuestiones conflictivas los yankis los resuelven fuera de su territorio, a costa de sus sirvientes. Y todo esto acontece porque Europa no ha constituido una unión de estados y, en consecuencia, seguiremos siendo simples palafreneros de EE.UU.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.