Arabia Saudita se abre al turismo

|


ARABIASAUDITARiyadh

Riyadh, Capital de Arabia Saudita


Para los turistas, el reino islámico en la Península Arábiga está cerrado en su mayoría. Sólo se les permite entrar a los extranjeros que inicien una peregrinación musulmana a la Meca y Medina, o que hayan sido invitados oficialmente por un ciudadano de Arabia Saudita, una empresa o una institución para una visita. Solo unos pocos turoperadores bajo la supervisión de guías de viajes extranjeros tienen por ahora la posibilidad de entrar en el país.


Pero el gobierno quiere expandir su programa de visados: ha anunciado la emisión por primera vez de visados para turistas. Se ha establecido un sistema que se pondrá en funcionamiento "pronto", dijo la Comisión Estatal de Turismo y Patrimonio de Riad. El objetivo es ampliar el sector de vacaciones en el reino estrictamente islámico y atraer a más visitantes extranjeros. Sin embargo, los turistas individuales todavía no están permitidos en el país. Solo aquellos que reservan su viaje con un organizador certificado por el gobierno recibirán un visado.


Sin visado de turista se podrá visitar el planeado megaproyecto "El Mar Rojo": en 2022 se edificarán en un tramo de 200 kilómetros de costa en el Mar Rojo, entre Al-Wadsch y Umludsch, hoteles de lujo, infraestructuras, puertos y aeropuertos. El proyecto se desarrollará en conjunto con las compañías hoteleras líderes en el mundo. El área que abarca será semiautónoma y tendrá leyes a la par de los estándares internacionales, algo que algunos medios de comunicación han interpretado como la posibilidad de que las mujeres puedan utilizar bikini en sus playas, aunque este punto no ha quedado claro. Esta zona también contará con vías de acceso por mar y aire libres de visa para la mayoría de nacionalidades.


La apertura al turismo es parte del proyecto "Visión 2030", con el Príncipe Heredero Mohammed a Salman para que el país se ajuste al futuro y expanda la economía. El gobierno apunta a 1,5 millones de turistas al año para 2020, actualmente hay 200.000 al año, sin incluir a los peregrinos.


Arabia Saudita tiene sitios turísticos de interés, como reliquias arqueológicas de la época del antiguo Imperio Nabateo. Se dice que la antigua ciudad de Al-Hijr, en el norte del país, es tan espectacular como la ciudad de roca nabatea de Petra, que cada año atrae a numerosos visitantes a la vecina Jordania.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.